Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

VRM83 - Virgen de la Guadalupe

VRM83 – Virgen de la Guadalupe

 

MAÑANITAS A LA VIRGEN

¡Linda Señora! La virgen más bonita,
dueña de las rosas del duro invierno,
hoy vengo a cantarte las mañanitas,
lo que me inspira tu mirar dulce y tierno.

Te saludo con canciones de amor,
para que nos cobijes con tus manos
¡Virgen de los ojos llenos de fulgor,
linda madrecita de los mexicanos!

Niña de los tatas que nos enseñaron
a venerar tu imagen con devoción
por eso recuerdo lo que nos legaron
con gran sentimiento en cada canción

Nos Protegiste de espíritus malvados,
que sólo buscaban su conveniencia
que nos trataban como a sus esclavos
con sus acciones y maledicencia…

Mira, Morenita, estas toscas manos
sólo quieren servir, trabajar por ti,
estamos reunidos todos, como hermanos,
de México entero, estamos aquí.

Tus hijos vemos en tu mirar sutil,
buscando entender tu profunda intención
de vernos salvos de pie junto al redil,
Pidiendo con fe tu santa bendición

trigueñita, con tu presencia y encanto,
nos diste libertad junto al Cura Hidalgo,
nos hiciste nación bajo tu verde manto;
por eso te debo todo lo que valgo.

En el infortunio de la guerra cristera,
nos cubriste con tu manto de estrellas
dándonos ilusión y amor de tal manera
que resolvimos tantas viejas querellas.

guía una vez más a tus hijos queridos
por la senda de la fe y de la esperanza,
haznos mejores como hombres y maridos;
soldados del amor y la templanza,

Hoy que es tu día hermosísima morena,
trigueñita generosa, mi virgencita,
Yo pecador te imploro, cures mi pena
¡Madre de Dios, Señora la más bonita!

Necesito que siempre estés conmigo.
Por ello te ruego con afán pedigüeño,
llena eres de gracia, el Señor es contigo,
¡Escúchame soy tu hijo el más pequeño!

protégenos y cúbrenos de alegría,
así cumpliremos nuestra razón de ser…
Tonantzin del cielo ¡Dios te salve María!,
para servirte con gran fervor ¡Amén!

Por eso te cantamos, por todo lo que eres
porque como una madre nos cuidas siempre,
“Porque bendita eres entre las mujeres
y bendito es el fruto de tu vientre…”.

Poeta: José Bernardo Romero Núñez.

Anuncios