Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

VRM4 Virgen de la Chiquinquirá

VRM4 Virgen de la Chiquinquirá

BELLO POEMA
Dedicado a Venezuela para que la FE, la ESPERANZA y la CARIDAD sean nuestro norte.

“VIRTUDES TEOLOGALES”

En la historia del Amor,
el premio final se alcanza
cuando la Fe culminó
y se cumple la Esperanza;

mientras tanto por la Fe
vives esperando en Dios
y la espera en El que crees
hace crecer el Amor.

Autor: José García Velázquez

:: VIRTUDES TEOLOGALES ::
Las tres virtudes teologales -Fe, Esperanza y Caridad-, están íntimamente relacionadas…

Son tres: fe, esperanza y caridad. Fueron infundidas por Dios en nuestra alma el día de nuestro bautismo, pero como semilla, que había que hacer crecer con nuestro esfuerzo, oración, sacrificio.

1. Fin de las virtudes teologales:

Dios nos dio estas virtudes para que seamos capaces de actuar a lo divino, es decir, como hijos de Dios, y así contrarrestar los impulsos naturales inclinados al egoísmo, comodidad, placer.

2. Características de las virtudes teologales

a) Son dones de Dios, no conquista ni fruto del hombre.
b) No obstante, requieren nuestra colaboración libre y consciente para que se perfeccionen y crezcan.
c) No son virtudes teóricas, sino un modo de ser y de vivir.
d) Van siempre juntas las tres virtudes.

LA VIRTUD TEOLOGAL DE LA FE

Definición: Es un don, una luz divina por la cual somos capaces de reconocer a Dios, ver su mano en cuanto nos sucede y ver las cosas como Él las ve. Por tanto, la fe no es un conocimiento teórico, abstracto, de doctrinas que debo aprender. La fe es la luz para poder entender las cosas de Dios.

LA VIRTUD TEOLOGAL DE LA ESPERANZA

Definición: Es la virtud teologal por la cual deseamos a Dios como Bien Supremo y confiamos firmemente alcanzar la felicidad eterna y los medios para ello.

LA VIRTUD TEOLOGAL DE LA CARIDAD

Definición: Es la virtud por la que podemos amar a Dios y a nuestros hermanos por Dios. Por la caridad y en la caridad, Dios nos hace partícipes de su propio ser que es Amor.

La experiencia del amor de Dios la han vivido muchos hombres. San Pablo dice: “Me amó y se entregó por mí”. Y quienes han experimentado este amor han quedado satisfechos y han dejado todas las seguridades de la vida para corresponder a este amor de Dios.

Fuente: catholic.net
Leer más: http://es.catholic.net/conocetufe/364/814/articulo.php?id=26977

Anuncios